google ads

Conoce las mejores 4 prácticas para tener éxito con el planificador de palabras de Google Ads

No es un secreto que el costo por clic (CPC) de tus anuncios, que indica cuánto vale la pena invertir en un formato de anuncio en la Internet, cada vez es más costoso. ¿Existe alguna manera de salvaguardar lo inevitable (es decir, un incremento en costo) y lograr campañas efectivas con un mínimo de inversión o, al menos, una inversión más efectiva?

Aunque la realidad es que no podemos volver a esos tiempos en los que el CPC costaba un centavo, sí es posible mejorar el rendimiento de tus campañas y el planificador de palabras clave de Google te puede ayudar a lograr exactamente eso. ¿Cómo?

Continúa leyendo porque te ayudaré a perfeccionar el uso de esta herramienta, ofreciéndote mis cuatro mejores prácticas para encontrar las mejores palabras clave para que tu contenido genere ventas sin arruinarte en el proceso.

¡Por supuesto que todos queremos apuntar a las palabras clave más utilizadas en la industria que nos compete para lograr una campaña exitosa! Sin embargo, esa no siempre es la forma más factible para alcanzar el éxito a través del SEM (Search Engine Marketing o mercadeo de buscadores) o el PPC (Pay per Click o pago por clic). Así que si te estás preguntando qué puedes hacer, a continuación te ofrezco cuatro estrategias garantizadas para que tu selección de palabras clave en el planificador de palabras de Google Ads te ayuden a mejorar y a mantener el mejor rendimiento, con un mínimo de esfuerzo.

Estrategia #1: equilibra las palabras clave de bajo volumen con las de alto volumen

La selección de palabras clave es un acto de equilibrio, de puro balance. Te explico a qué me refiero.

Si, por un lado, eliges palabras clave amplias (aquellas que tienen 100,000 búsquedas mensuales o más), tienes el potencial de obtener muchos clics, pero existe una alta probabilidad de que obtengas mucho tráfico no dirigido (o sea, personas que en realidad no están interesadas en lo que ofreces). De otra parte, si escoges una palabra clave de menor volumen puedes generar solo 20 visitas al mes, pero todas son de personas que desean comprar un producto como el tuyo.

Con las palabras clave, deseas lograr un equilibrio de ambos casos.

Es importante que recuerdes que, cuando se trata de búsquedas, no siempre es mejor el término más amplio. Por ello, a menudo, es más efectivo elegir palabras clave más extensas y específicas que sean directamente relevantes para tu producto y que tengan volúmenes de búsqueda más bajos, en lugar de términos genéricos de la industria como «mercadeo». Estas se conocen como «palabras clave de cola larga» («long-tail keywords»).

long tail keywords

 

Ignora métricas como el volumen de búsqueda, las visitas, las impresiones y los clics, pues, no importa si tienes 1,000 clics, si solo obtienes una conversión. Como empresa, es un mejor negocio si obtienes 200 clics y 20 conversiones.

Estrategia #2: realiza ofertas únicamente por lo que tenga sentido para tus resultados finales

De acuerdo con el sitio web especializado Search Engine Watch, las tasas de conversión típicas de Google Ads para la red de búsqueda son del 3.75% en promedio en todas las industrias, lo cual dificulta la rentabilidad de una campaña.

Por ejemplo, si vendes un producto por $15, no puedes hacer que su costo por conversión sea de $14. Si sumas el costo de los bienes, estarías perdiendo dinero.

Supongamos que el término que utilizas coincide con el CPC medio y se sitúa en $1.35 por clic. Con la tasa de conversión promedio de 3.75% en 1,000 clics, obtendrías 37.5 conversiones. Pero, eso también significa que gastarías $1,350 para obtenerlos. Con un CPA promedio de $36, necesitas vender un producto súper rentable o tener una alta tasa de retorno y un alto valor de tiempo de vida de tus clientes (LTV o Lifetime Value) para mantenerte a flote.

Siempre debes tener en cuenta el costo de tus palabras clave y realizar ofertas más bajas o más altas en función de tus resultados.

Si tu campaña es muy rentable, pero obtienes un volumen bajo de tráfico, aumenta tu oferta para obtener más clics y una clasificación más alta. Si los clics cuestan demasiado y te dan un ROI (Return of Investment o retorno de inversión) negativo, reduce tus ofertas para obtener menos clics a un costo más económico. También puedes apuntar a palabras clave menos competitivas.

Estrategia #3: toma en cuenta la intención, es fundamental

Sin duda, la intención de una búsqueda es el factor más importante (y más ignorado) en la selección de palabras clave y la optimización de los motores de búsqueda (SEO, Search Engine Optimization).

Los PPC y SEO de Google Ads son perfectos para los especialistas en mercadeo digital porque los usuarios buscan soluciones activamente.

De acuerdo con la firma Clutch, el 75% de los consumidores que hacen clic en los anuncios de búsqueda dicen que estos facilitan la búsqueda de la información que ya están buscando. Mientras que en plataformas como Twitter y Facebook, los usuarios no están buscando dichas soluciones.

La intención de búsqueda es simplemente la intención detrás de una búsqueda determinada.
Es el «por qué» detrás de la búsqueda. Para explicarlo de una manera más sencilla, se trata de qué quiere o necesita quien hace la búsqueda.

Por ejemplo, cuando un usuario busca un término como “reparar el parabrisas ahora”, probablemente esté desesperado y desee resolver ese problema lo antes posible. Este usuario está en la parte inferior del embudo, por lo que casi instantáneamente cualquier cosa puede impulsarlo a realizar una conversión, incluso un anuncio perezoso que conduce a una página de destino mediocre.

Pero, ¿qué ocurre cuando se busca un término como «mejor sistema de CRM» (Customer Relationship Management o sistema de gestión de la relación con el cliente)? ¿Cuál es la intención de ese término de búsqueda?

Probablemente, el usuario no está listo para comprar, pero quiere examinar una variedad de opciones y reseñas. Sin embargo, las empresas siguen pujando por ese término y probablemente paguen costos más altos por clics que no generarán conversiones a corto plazo.

busqueda en google

Alguien que busca el «mejor sistema de CRM» probablemente no quiera ver a una empresa de CRM diciendo que es la mejor. Quiere revisiones y comparaciones. Una excelente manera de ver si su instinto es el correcto es desplazarte hacia abajo hasta llegar a los resultados orgánicos.

resultados organicos en Google

En este punto, deberías poder reconocer instantáneamente la intención del usuario. El contenido orgánico son todas las reseñas de distintas fuentes, no las empresas que promocionan su propia destreza. Esto significa que gastar dinero en este término probablemente no te genere un ROI positivo, al menos no a corto plazo.

Como puedes ver, la intención puede hacer o deshacer tu estrategia y tu presupuesto. Asegurarte de tener una buena intención debe ser una parte importante de cualquier auditoría para verificar cómo están ejecutando tus campañas en Google Ads.

Estrategia #4: utiliza siempre palabras clave negativas para reducir la inversión publicitaria

Las palabras clave negativas son fundamentales al crear una lista de palabras clave.
En términos sencillos, las palabras clave negativas, también conocidas como concordancias negativas, son palabras clave para las que no deseas mostrar tus anuncios específicamente.

Te doy un ejemplo, si no realizas consultas gratuitas, no deseas mostrar tu anuncio en una búsqueda de «consultas gratuitas» y pagar $20 por clic. El uso de palabras clave negativas puede reducir tus pérdidas dramáticamente al eliminar los términos que no generan conversiones.

Por ejemplo, si deseas anunciar servicios de diseño web, deseas evitar búsquedas gratuitas y de diseños completos, como plantillas y temas, que no son directamente relevantes para tu servicio.

evitar busquedas gratuitas

En conclusión, las nuevas funciones en la actualización más reciente del planificador de palabras clave de Google Ads te permiten encontrar y analizar palabras clave más rápidamente. Al obtener métricas más detalladas y mejores pronósticos, recibes mucha más información sobre cómo cada palabra clave podría afectar tu campaña.

¡No te dejes atrapar solo por las métricas! Una palabra clave menos competitiva no significa necesariamente una buena palabra clave y una palabra clave de gran volumen tampoco lo es.

Por ello, mi recomendación es que te concentres en encontrar las palabras clave adecuadas para tu negocio comenzando por comprender la intención de la búsqueda, la estrategia y ofrecer la página adecuada para cada consulta. Este enfoque te ayudará a generar conversiones a un costo por adquisición que ayudará a que tu negocio crezca.

Más adelante, te mostraré exactamente cómo usar el planificador de palabras de Google Ads para reducir su inversión publicitaria y mantener los costos más bajos al seleccionar palabras clave.

¿Qué opinas? ¿Qué te parece el planificador de palabras clave de Google Ads? ¡Cuéntanos y comparte los comentarios!

Comparte este artículo:

Share on facebook
Share on email
Share on twitter
Share on linkedin

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *